Facebook y la desinformación climática

Por Nubbitel

marzo 30, 2022

Si eres una de esas personas que reciben sus noticias a través de las redes sociales, quizá tengas la impresión de que el cambio climático sigue siendo objeto de debate en la comunidad científica. Pues esta impresión que transmiten las redes no es cierta. Un estudio reciente de la Universidad de Cornell confirma que más del 99,9% de los científicos están de acuerdo sobre el impacto del ser humano y su actividad en el cambio climático.

Pero hoy te hablamos de otro estudio realizado por Global Witness, que concluye que el algoritmo de Facebook amplifica las dudas de los usuarios en lugar de llevarlos hacia información veraz. Desde la plataforma, se dice que sus sistemas están pensados para reducir la desinformación, pero el informe del estudio asegura que el algoritmo de la red abunda en las dudas de los usuarios en lugar de orientarles en la dirección correcta.

Cuando hablamos de desinformación climática, nos referimos a contenido engañoso que socava la existencia o los impactos del cambio climático, la inequívoca influencia humana en el cambio climático y la necesidad de acción urgente según el informe científico del IPCC (Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático). También hablaríamos de la información que tergiversa datos científicos, omitiendo o seleccionando de manera selectiva, para deteriorar la confianza en la ciencia, instituciones, expertos y soluciones centrados en el clima. Y, por último, a la publicidad engañosa que apoya objetivos climáticos que, de hecho, contribuyen al calentamiento global y contradicen el consenso científico sobre mitigación o adaptación.

En lo relativo a la desinformación, parece ser que habría que darle al «no me gusta» a Facebook

Los investigadores crearon dos perfiles diferentes para la realización de su estudio, Jane y John, y rastrearon qué es lo que el algoritmo les sugería.

Jane rápidamente vio contenido negacionista sobre la intervención del hombre en el cambio climático, incluyendo páginas que lo denominaban engaño y criticaban las medidas para abordar sus efectos. Los investigadores hicieron que Jane pusiera un “like” en una página que difunde desinformación climática, repitieron este proceso dos veces y le hicieron expresar su escepticismo sobre la existencia del cambio climático y sobre sus orígenes humanos. A raíz de estos movimientos, a Jane cada vez le recomendaron más contenido conspirativo y anticientífico. De hecho, de todas las páginas recomendadas a su cuenta, solo una estaba libre de desinformación sobre el cambio climático. Dos tercios de estas páginas, no contenían una etiqueta de advertencia que apuntara al centro de ciencia climática de Facebook, creado el año pasado, tras el reconocimiento expreso por parte del propio Mark Zuckerberg de que la desinformación climática era «un gran problema», en una audiencia en el Congreso de EE. UU.

Por otro lado, John comenzó con un “like” a la página del Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático (IPCC), el organismo científico de las Naciones Unidas, y, al contrario que a Jane, siempre se le mostró contenido confiable y contrastado científicamente.

Global Witness una organización no gubernamental internacional fundada en 1993 «para romper el círculo vicioso de pobreza, conflictos, corrupción y violación de los derechos humanos en el mundo.

A través del estudio, queda claro que a medida que la simulación continuaba, Facebook iba recomendando a Jane contenido más extremo y marginal. Ya se había comprobado con anterioridad que el algoritmo envía a los usuarios a agujeros de conejo, donde los contenidos se vuelven más radicalizados, a medida que los usuarios interactúan con publicaciones de un determinado tema, por ejemplo, el abuso de género. El problema es que, según el IPCC, la desinformación es uno de los grandes problemas que impiden que gobiernos y población aborden el cambio climático. Su último informe señala la manera en que la información errónea “socava la ciencia del clima e ignora el riesgo y la urgencia”.

Desde Meta, propietaria de Facebook, afirman estar marcando más publicaciones sobre el clima con etiquetas de información, utilizando una combinación de Inteligencia Artificial, supervisión humana y otros aportes, como puedan ser los verificadores de hechos, para abordar el contenido problemático. Además de etiquetar el contenido como falso, dicen reducir su distribución para que menos personas puedan acceder. Además, han anunciado un programa de subvenciones de 1 millón de dólares para apoyar a las organizaciones que combaten la desinformación climática. 

 

El 99,9% de los científicos están de acuerdo sobre el impacto del ser humano y su actividad en el cambio climático

Sin embargo, otro estudio reciente, realizado por el Centro de Oposición al Odio Digital y el Instituto para el Diálogo Estratégico, determina que son menos del 10% las publicaciones engañosas que han sido etiquetadas como información equívoca.

Mai Rosner, investigadora de Global Witness, concluye lo preocupantemente fácil que resulta a los usuarios de Facebook, ser conducidos por un peligroso camino en contra de la ciencia y la realidad. Además, niega que la plataforma sea un espacio neutral donde exista desinformación y considera que es responsable de estar poniendo esos puntos de vista frente a sus usuarios y considera que la crisis climática es una nueva guerra cultural avivada por las mismas personas que durante años han tratado de sembrar división y polarizar la opinión, viendo en este campo el último frente de sus esfuerzos.

 

También en nubbitel.es

Megaestructuras en 3D

Megaestructuras en 3D

Hace algunas semanas te mostrábamos algunas de las posibilidades más interesantes que aporta la tecnología 3D al mundo en el que vivimos. Desde aplicaciones en el ámbito educativo, doméstico, pequeños negocios… Sin quedarse embargo, su proyección está alcanzando...

Sembrando nubes

Sembrando nubes

  Está claro que la falta de agua es uno de los principales problemas a los que se enfrenta la humanidad para las próximas décadas. Por este motivo los científicos investigan formas de revertir la situación de alguna manera. Una de las propuestas en las que se...

Zoom sabrá cómo te sientes

Zoom sabrá cómo te sientes

En los últimos días hemos conocido que Intel y Classroom tecnologies se han asociado para el desarrollo de una tecnología a través de Inteligencia Artificial (IA) y capaz de detectar las emociones de los alumnos en función de sus gestos, su lenguaje no verbal, y la...

Queremos que estés cerca, sentirte, escucharte, leerte, interactuar contigo, compartir… 

¡Conecta con nosotros!